lunes, 21 de enero de 2008

Un poco de publicidad y un par de verdades como puños...

¡¡El Niño Intoxicado estamos en la red!!
(más aún, vamos)

Aparte del myspace y de los vídeos de youtube, ahora tenemos también una web. De momento no es gran cosa, pero espero irla mejorando poco a poco (según vaya refrescando mis olvidados conocimientos de html)

Os dejo el link, para que os paséis (y, de paso, el del myspace):


Este texto ya lleva bastante tiempo pululando por internet, pero, con la reciente aprobación del nuevo canon de la SGAE, creo que está más de actualidad que nunca... ¿que no?

CONTRA LA PUTA SGAE

Dada la mierda que nos escupe diariamente la tele, radio, prensa y demás medios de comunicación, un grupo de disidentes hemos elaborado este manifiesto a favor (sí, A FAVOR) de la piratería. Si te mola, pásalo.
Si prefieres creerte las mentiras de la industria, haz con él lo que te salga del arco del triunfo.

De: El currante medio, aplastado por la hipoteca, la precariedad laboral, los horarios DE MIERDA y otros abusos sociales, como la caña de cerveza a 2 putos Euros.

A: Ese músico mediático que se duele detrás de unas gafas de sol en la Moncloa , forrado de pasta hasta los pendientes. Tiene cojones ir de rebelde por la vida y terminar en las escaleras del centro del Estado (por si no captáis las sutilezas, el ejemplo se refiere a Alejandro Sanz , aunquees extensible a todos los membrillos/impresentables que le acompañaban).

Mira, chavalote, en la gira que te vas a marcar este verano vas a ganar más pasta -haciendo algo que te gusta y que en teoría te llena- de lo que ganaré yo en toda mi puta vida de currito, cargando, además, con una actividad que no me aporta nada personalmente y con la que, si no fuera por el sueldo adicional de mi pareja, ni siquiera me daría para pagar el piso donde vivo.

'La música está muy mal' -gimes. Tú, chavalote, no sabes lo que es estar mal. ¿Qué sabes tú de hipotecas, de rebotar de un contrato a otro, de currar a turnos o de 7 a 7? ¿Qué sabes tú de llegar a fin de mes, o de lo que me cuesta a mí plantearme tener hijos con lo que piden en una guardería? Porque te recuerdo que aquí, en el mundo real, curramos dos para pagarnos 70 metros cuadrados .

'La gente que compra en el top manta no ama la música' -escupe otro. ¿Con qué validez moral exigís vosotros, que vivís a todo trapo de camino entre Madrid y Miami, sin saber ni el dinero que tenéis, al currante que os pague los vicios y haga multimillonaria a la multinacional de turno ¿Cómo se puede tener la cara de plantarse en plan víctima sobre una vida de lujo?

La industria ha abusado -y abusa con los precios y las calidades.

Sólo ahora que se ve con el rabo en el culo ofrece lo que no pueden dar los piratas: DVD's con vídeos, extras y demás. Todo, curiosamente, al mismo precio que antes. ¿No llorabais que no se podían bajar los precios? ¿Cómo vale ahora un álbum que lleva 12 canciones en el CD y 16 en un DVD (verídico) lo mismo que antes el mismo álbum con el CD a pelo? ¿Cómo puede valer un mismo álbum en España 18 euros y en Alemania 20 (contrastado) cuando los alemanes ganan más del doble que un español?

Ahora que las mafias e Internet os revientan, ahora, que ya no tenéis la sartén por el mango, pasáis de la posición dominante y abusiva a la apelación más rastrera de sentimientos. Pues yo, y muchos como yo respondemos:

AHORA, QUE OS DEN POR CULO.

NADIE puede pedirme que le pague la colección de coches de lujo, el yate y las cuatro casonas en Miami, la Sierra o Marbella.

NADIE puede pedir moral desde la inmoralidad.

Ejemplo: Bustamante se acaba de comprar una casa de 500 kilos de las antiguas pesetas en solo CUATRO AÑOS DE CARRERA MUSICAL, claro ejemplo de lo mal que está el panorama musical.

Firma: Cualquier anónimo hasta los güevos de sandeces.


PD: Cópialo, pégalo y pásalo.

PD 2: Si alguien sabe el correo de Ramoncín (presidente SGAE) que haga el favor de pasárselo.

miércoles, 16 de enero de 2008

NO, no es una poesía ¬¬

Seis Meses Vienen Siendo Medio Año

Gracias por haber abierto mis ojos
Gracias por haber conseguido que vuelva a sentir
Gracias por llenar mis días de felicidad
Gracias por estar siempre ahí
Gracias por saber cómo valorarme
Gracias por confiar en mí
Gracias por haber conseguido que vuelva a sonreír
Gracias por "abrazarme sin asfixiarme"
Gracias por haber borrado el miedo de mi corazón
Gracias por hacerme sentir vivo
Gracias por saber escucharme
Gracias por tu alegría y tus ganas de vivir
Gracias por no pretender ser como yo
Gracias por compartir todo lo que llevas dentro conmigo
Gracias por cada una de tus miradas, cada una de tus sonrisas, cada uno de tus besos...
Gracias por hacer que me sienta importante, especial, necesario
Gracias por todo lo bueno, y también por todo lo malo...
Nunca acabaría esta lista, porque hay demasiado que agradecer...
pero todo se puede resumir en un simple:
Gracias por existir, Wen, y por estar a mi lado

lunes, 14 de enero de 2008

Antes de nada...

... espero que lxs que no hayáis visto mi entrada de blog de ayer le echéis un vistazo. Y ahora, a lo que iba:

If I Was Your Vampire...

V

- ¿Te importa ir avisando a Raziel mientras yo termino con esta mierda?
- La verdad es que no sé qué idea me gusta más, si la de quedarme aquí hurgando en las sobras de tu comida o la de meterme en las alcantarillas para buscar a ese engendro deforme – Dijo el vampiro con una media sonrisa en los labios.
- ¿Para qué te vas a meter en las alcantarillas cuando lo puedes llamar por teléfono? ¿Es que te gusta pasear entre desperdicios y animales carroñeros? – le respondió Akasha con una ligera expresión de fastidio.
- ¡No me jodas que ahora los Nosferatu tienen teléfono! ¡El mundo se está volviendo loco!
- Sabes de sobra que Raziel tiene una línea de teléfono pirateada en ese agujero en el que vive, así que, deja un rato de decir gilipolleces y llámalo – Le dijo fríamente la vampiresa.
- Vale, vale… no hace falta que enseñes los colmillos, vampi - Dijo Marduk cambiando su habitual expresión sonriente por un gesto carente de sentimientos.

Marduk salió al pasillo. Se alegraba de alejarse de aquella carnicería. Una cosa era beberse la sangre de los humanos, y otra muy distinta soportar el hedor de sus cuerpos muertos. A cualquier vampiro le repugnaba la sola idea de tener cerca un apestoso cadáver humano. Sacó el teléfono móvil del bolsillo interior de su cazadora de cuero y llamó a Raziel.

- ¿Sí? – contestó una voz cavernosa y entrecortada al otro lado de la línea.
- ¿Raziel? Soy Marduk… tenemos un nuevo cargamento de pienso para tus niñas.
- Hora… sitio…
- Estoy en casa de Akasha, ya sabes dónde es. En media hora podemos estar en el callejón… digo… en la calle Bachman… no, espera… danos una hora mejor.
- La luz vuelve en dos horas y diez minutos… sed puntuales – Dijo secamente Raziel, y colgó.
- ¡Qué majete que es el Quasimodo! – Le dijo Marduk a la pared del pasillo de Akasha, y volvió a entrar en el cuarto de baño - ¿Acabaste ya con eso, Akasha? Supongo que te querrás duchar… ¿Necesitas a alguien que te frote la espalda?
- Supones bien… y, no. Creo que me basto yo sola. Coge esto – Le dijo la vampiresa tendiéndole las bolsas de basura.
- Intenta no tardar demasiado… le he dicho a Raziel que estaríamos en el callejón en una hora, así que, tienes 45 minutos para estar radiante y arrebatadora.
- Por eso mismo no te dejo que te duches conmigo, Marduk… - le dijo Akasha guiñándole un ojo - llegaríamos tarde.

La puerta del baño se cerró en sus narices, y Marduk cayó en la cuenta de que no se había lavado las manos después de recoger los miembros del cadáver. “Mierda” pensó, “he tocado el móvil con las manos sucias… y me lo he metido en el bolsillo de la cazadora”. Caminó con tranquilidad hasta la aséptica cocina y se lavó las manos en el fregadero, que era negro como la bañera. Las cocinas de las casas de los vampiros siempre se veían extremadamente limpias, por la falta de uso. Nunca había restos de grasa en los fogones, las paredes no se impregnaban con los olores habituales de las cocinas humanas, la nevera funcionaba únicamente para mantener fría alguna bolsa de plasma… y aquella limpieza antinatural hacía que cualquier humano que entrase en la cocina de un vampiro se sintiese incómodo y extraño sin llegar a saber por qué.

En cuanto Akasha estuvo lista, partieron al encuentro del Nosferatu, sin hablar entre ellos, cargados con las bolsas de basura, donde se apelotonaban los miembros mutilados y los órganos muertos del cadáver. La calle Bachman estaba bastante cerca del bloque de pisos donde vivía Akasha, y se ganaba por méritos propios el calificativo de “callejón”. Casi todos los puntos de encuentro con los Nosferatu eran así… oscuras callejuelas donde se amontonaban los contenedores de basura, donde se refugiaban los perros callejeros, donde las ratas se sentían como en su propia casa.
Los vampiros pronto llegaron hasta la calle Bachman. Era una callejuela estrecha, mal iluminada y con un hedor pestilente, mezcla de basura, orines y excrementos de animales.

- Me encanta el olor de esta calle… huele a Nosferatu – Dijo Marduk riéndose cínicamente.
- Marduk, discúlpate o atente a las consecuencias – Susurró el Nosferatu desde las sombras con su voz gutural.

El vampiro cambió inmediatamente su semblante, la sonrisa se borró de su cara y su rostro reflejó un arcano respeto hacia su hermano y toda su estirpe. Buscó al Nosferatu con la mirada, y en cuanto lo vio, agazapado tras un contenedor, observándolos con sus rojizos ojos, bajó la cabeza haciéndole una reverencia.

- Raziel, me humillo ante ti y ante todos mis hermanos Nosferatu, e imploro perdón por mi ofensa contra la sangre de Lilith.

El Nosferatu se acercó a ellos con una dura expresión en su horrendo rostro deforme. Miró a Marduk directamente a los ojos, y le enseñó su afilada dentadura mientras emitía un leve gruñido, acercando su cara cada vez más a la del vampiro. Akasha se adelantó un poco y le habló.

- Traemos comida para vuestras ratas, Raziel, y también un traje prácticamente nuevo.
- ¿Qué otra razón os iba a traer hasta mí? – le contestó Raziel, alejando su rostro del de Marduk y esbozando una terrible sonrisa.
- ¿Significa esa sonrisa que me he librado de la muerte una vez más, Raziel? – Le dijo Marduk.
- Tus disculpas fueron aceptadas en el mismo momento en que las pronunciaste, hermano. Dejadme ver qué me traeis.
- Despojos humanos, como de costumbre… ¿o qué te creías? ¿Que íbamos a traer faisanes para alimentar a vuestras ratas? – Dijo Marduk recuperando su cínica sonrisa.
- Me refería a las ropas, necio – Raziel hurgó en una de las bolsas – La camisa tiene algunas gotas de sangre seca… El resto parece en perfectas condiciones…
- Tenemos que irnos ya, Raziel… - Dijo Akasha
- No os demoréis demasiado en vuestro retorno, la luz no tardará en llegar – Le respondió Raziel – Los Nosferatu os dan las gracias por vuestro generoso gesto.

Dicho esto, cogió las bolsas de basura con una de sus zarpas y desapareció entre las sombras sin que los dos vampiros pudiesen llegar a reaccionar ante su gratitud.

- Llevo casi doscientos años tratando con estos bichos, pero creo que nunca me llegaré a acostumbrar a ellos – Dijo Marduk
- Y, un día de estos, te la vas a ganar de verdad si no aprendes a cerrar esa bocaza tan encantadora que tienes… - Le dijo Akasha, paseando su dedo índice por los labios de Marduk.
- ¿Cómo iba yo a saber que Raziel ya estaba ahí? Cualquiera huele a nadie en un sitio tan jodidamente apestoso como este.
- Bueno, da igual… sabes cuidar tu cuello… - Le dijo Akasha – es bastante tarde ¿qué te parece si te quedas a dormir en mi casa?
- ¡Jamás osaría despreciar tamaño honor, oh, reina de los condenados! – Respondió Marduk, inclinándose ante ella.
- Cada día que pasa eres un poco más imbécil, Marduk – Dijo Akasha riéndose – Anda, vámonos ya.

jueves, 10 de enero de 2008

miércoles, 9 de enero de 2008

Otra educación es posible...

¡¡Pero qué malvadxs que son lxs estudiantxs!!

Desde los medios de desinformación se habla habitualmente de la violencia en las aulas, de las depresiones del profesorado, de la necesidad de implantar más disciplina y darles más autoridad a lxs profesorxs... es el discurso del sistema, claro, y nunca se llega hasta las raíces del problema: Si pones al profesor/a como figura de autoridad, se fomenta la confrontación entre este y el alumnado. Si la educación es vista como algo que va desde arriba hacia abajo, será interpretada como imposición, y tendrá como resultado el desinterés del/la alumnx, la hostilidad hacia la figura del/la profesor/a y el fracaso escolar.

Y ¿qué proponen para arreglar esta situación? Más dureza a la hora de calificar, más autoridad para el/la profesor/a, más discriminación de lxs alumnxs cuyo ritmo de aprendizaje sea más lento... medidas autoritarias que fomentan los valores de la competición y la sumisión... pero ¿es algo que nos deba llamar la atención? En los colegios es donde aprendemos cómo funciona la vida, y en donde interiorizamos las estructuras sociales... es normal que el sistema lo utilice para intentar crear borregos que agachen la cabeza, no piensen, no se cuestionen las cosas, no debatan... que se limiten a estarse quietecitxs en su pupitre mientras habla el/la Profesor/a (así, con mayúsculas), que memoricen conceptos para regurgitarlos en el examen y después olvidarlos para siempre, que no crezcan como personas independientes con capacidad para pensar sobre lo que les enseñan, o con interés por lo que están aprendiendo. Que acepten las figuras de autoridad como algo incuestionable y lo que estas les enseñan como algo que hay que aceptar y utilizar, les guste o no, estén de acuerdo o no, les parezca interesante y útil o no.

Pero hay otra manera de hacer las cosas... siempre la hay, aunque intenten silenciarlo, aunque se pongan trabas o se desprestigien ciertas prácticas, aunque siempre que lo intentas exponer en tus círculos sociales la respuesta sea "pero eso es imposible... no funcionaría".
Pues, tengo malas noticias para vosotrxs, cabronxs... NO ES IMPOSIBLE, y SÍ QUE FUNCIONA...

Entrevista a la escuela Paideia. Ateneo Libertario Argumentando

Paideia comenzó a funcionar en enero de 1.978 en Mérida (Badajoz). Sus orígenes se encuentran en Fregenal de la Sierra y en su intento de Escuela en Libertad abortado por la Administración franquista. Su iniciativa vino de la mano de tres mujeres profesionales de la educación: Concha Castaño Casaseca, Mª Jesús Checa Simó y la salmantina Josefa Martín Luengo (la portavoz que responde a esta entrevista).

Desde 1978 a la actualidad, son ya 30 años de esta escuela libre que sigue mantiendo la misma ideología y las mismas finalidades.

Ateneo “Argumentando”: ¿Cuándo surgió la idea de crear “Paideia”?

Escuela Libre “Paideia”: La idea de crear Paideia surgió después de 1975. Cuando abortó la administración una experiencia de escuela en libertad que estaba realizando en Fregenal de la Sierra. Ante la imposibilidad de llevar a la práctica ese proyecto educativo en la escuela estatal y dado que la administración impedía mi actividad en cualquier escuela que estuviese, la alternativa fue iniciar una escuela libre, autogestionaria y antiautoritaria. Se inició el 9 de enero de 1978.

A.A: ¿Por qué crear una escuela libre?

E.L.P: Porque el sistema educativo español durante la dictadura era ancestral. Educaba para el fascismo, el sometimiento, la discriminación en todos sus aspectos, etc; y la educación debe tener como finalidad potenciar personas libres, solidarias, justas, responsables y felices y únicamente un cambio educativo podría potenciar una sociedad diferente. Y después de 40 años de dictadura, iniciar una escuela libre era la mejor opción.

A.A: ¿Qué obstáculos y problemas tuvisteis?

E.L.P: Las dificultades fueron muchas y todavía lo son. Hay que considerar que si vamos contra el sistema establecido, es obvio que las críticas, difamaciones y actividades en contra de la escuela han sido muchas. Pero las hemos sabido sortear y aquí estamos. Lo cierto es que ha habido épocas muy difíciles con un número de alumnado muy bajo y muchas dificultades económicas, y aunque estas siempre existen en una escuela libertaria, que no es apoyada económicamente por el movimiento libertario, lo cierto es que nuestro colectivo sigue manteniendo la escuela y su ideología.

A.A: El término paideia procede de la antigua cultura griega. Según la cual el objetivo de la educación es la de dotar al individuo de conocimiento y control sobre sí mismo y sus expresiones. ¿Cómo se manifiesta esto en la actualidad?

E.LP: Efectivamente la paideia griega supone la educación integral de la persona de una manera plástica, armoniosa, creativa y completa. En la actualidad el objetivo es el mismo. Educar es facilitar los procesos de evolución y maduración de la infancia, adolescencia y juventud, para que la persona se construya de forma autónoma, libre, igualitaria y solidaria con el resto de la humanidad; lo cual haría cambiar la sociedad y la vida. Cierto es que para cambiar esta sociedad, la educación libertaria tendría que poder actuar sin influencias capitalistas, fascistas, religiosas, etc; y que en la actualidad como esas influencias existen, las personas que se construyen suponen un avance, un puente hacia una sociedad mejor.

A.A: ¿Qué es la pedagogía libertaria?

E.L.P: Pedagogía es una ciencia que se apoya en el arte de educar que tiene como todo proyecto educativo una ideología en la que se sustenta, ya que cuando se educa siempre se educa con una finalidad; y la finalidad de la pedagogía libertaria es facilitar la construcción de personas libres, responsables, autónomas, igualitarias, justas, no violentas y felices.

La pedagogía libertaria rompe con la escuela tradicional en todos sus aspectos. En primer lugar la asamblea general que se forma por todas las personas de la escuela es la encargada de autogestionar la actividad y la vida en la escuela; allí se neutraliza la autoridad adulta y se sustituye por el consenso entre todas las personas del colectivo. La autogestión supone distribuir el tiempo, las actividades, el trabajo, los talleres, el ocio y las relaciones interpersonales e intergrupales, las cuales se apoyan en los valores de la anarquía que van a potenciar una convivencia diferente a la establecida en nuestra sociedad. Las responsabilidades de la convivencia y la vida en la escuela son asumidas por todos sus componentes cada cual según sus posibilidades, ejerciendo la ayuda mutua y la solidaridad; resolviendo los conflictos de forma dialogada y no violenta, evitando la competitividad y facilitando la cooperación respetando las diferencias individuales y grupales y estableciendo una relación entre gente adulta y menor de igualdad y compañerismo. No existen los exámenes y por lo tanto no existe la discriminación. Intentando que la igualdad se dé al máximo y actuando sobre las influencias que el sistema ejerce constantemente. La responsabilidad de cada persona es tanto individual como colectiva, sin que ninguna de las dos opciones mutile o ahogue la otra. Y con todo la Pedagogía libertaria se somete constantemente a crítica y autocrítica, trata de mantener una actividad de investigación y formación constante para evolucionar y no quedarse estancada, ya que cada grupo de alumnado es distinto, cada edad que se inicia es diferente y por ello los cambios deben ser constantes para responder a las necesidades presentes tanto individuales como colectivas.

A.A: ¿Cómo organizar una escuela libre?

E.L.P: Para organizar una escuela libre se ha de contar con una serie de personas que tengan clara su ideología y que tengan una formación pedagógica acompañada del arte de educar; que estén dispuestas a trabajar mucho y a cobrar poco, a no aceptar el proteccionismo estatal en subvenciones y ayudas y que cuente con el colectivo solidario como base para poder realizar su actividad. Que se autoilusione constantemente porque cree que su lucha es la de facilitar la construcciones de unas mentes diferentes para que inciden en la sociedad cambiando las formas de relación y de lucha.

A.A: ¿Quiénes forman el Colectivo “Paideia”?

E.L.P: El Colectivo “Paideia” está formado por personas que trabajan en la escuela a tiempo completo y otras que trabajan en otros lugares y que se incorporan a la escuela para seguir la dinámica educativa, a la vez que apoyan económicamente a la escuela que siempre es deficitaria, porque las aportaciones de padres y madres no pueden ser altas para que puedan acceder a ella todas las clases sociales. Ya que la escuela cuanta con las aportaciones de las que hemos hablado, de compañeros y compañeras que trabajan en otro sitios y con las aportaciones de algun@s compañer@s que ayudan económicamente a la escuela en determinadas situaciones. Ya que en la actualidad el movimiento libertario no apoya las escuelas libertarias como hicieron en el pasado.

A.A: ¿Qué criterios se siguen para admitir a los alumn@s ?

E.L.P: Cuando alguien va a pedir información sobre la escuela y siempre ya conocen algo de ella, se les explica ampliamente el proyecto, se aclaran las dudas y se les dice que las criaturas no pueden ir a actividades extraescolares fuera de la escuela porque ello iría contra la igualdad de clases. No deben recibir formación religiosa alguna ya que nuestra ideología es atea y la formación religiosa iría directamente en contra de la no autoridad y la libertad de las personas y deben respetar el proyecto que presentamos, colaborando mutuamente para facilitar la educación de las criaturas. No admitimos y generalmente no van, l@s hij@s de los cuerpos represivos y policiales o de quienes no acepten no dar formación religiosa a sus criaturas.

A.A: ¿Cómo es vuestra metodología de enseñanza?

E.L.P: Nuestra metodología es no autoritaria, tratando de que las criaturas aprendan a aprender, facilitando sus procesos de maduración personal e intelectual. El aprendizaje es personalizado y cada niñ@ satisface sus necesidades e intereses tanto individualmente como colectivamente. No existen exámenes, ni notas, por lo que la competición se anula y se respeta el ritmo de cada un@. Cuando las criaturas aprenden después de un tiempo de compromiso que se han marcado, exponen lo que han aprendido a sus compañer@s para que a su vez lo aprendan o susciten nuevos intereses. Los talleres son elegidos en la asamblea y el trabajo individual lo reclama cada persona según lo que desea aprender. El aprendizaje lo realizan de forma no memorística, desarrollando estrategias de aprendizaje diversas. Poniendo en práctica un aprendizaje autorregulado.

A.A: ¿Qué tipo de responsabilidad tienen las madres / padres?

E.L.P: Los padres-madres tienen la responsabilidad de aceptar el proyecto que presentamos y colaborar con él para que sus hij@s encuentren las menos incoherencias posibles, aprendiendo a ser no autoritarios y dialogantes con ell@s, tratando de comprenderl@s y ayudarlos a madurar y a ser personas libres y felices.

A.A: ¿Cómo resolvéis los conflictos?

E.L.P: Los conflictos se resuelven de forma dialogada entre las personas que los tienen apoyadas por otras que ayudan a objetivar la situación y darles soluciones. Generalmente hay un pacificador o pacificadora o una comisión de conflictos que ayuda en estas situaciones, pero generalmente son más personas las que se reúnen para ayudar a resolver el problema. Siempre en un clima de tolerancia, comprensión y aceptación, para evitar sentimientos de culpabilidad, ya que todas las personas cometemos errores. Un error se subsana reconociéndolo y cambiando la actitud que lo ha generado.

A.A: ¿Cómo veis el tema de la enseñanza de idiomas?

E.L.P: Pensamos que es un tema conflictivo, porque, por ejemplo nosotr@s estamos en contra de potenciar un idioma imperialista como el inglés, pero por otro lado las criaturas demanda este taller por las presiones que reciben del exterior y porque al continuar después el sistema educativo estatal, lo van a necesitar. Pero los talleres de inglés los suelen demandar a partir de los 11- 12 años, antes ese interés no existe, pero no es una actividad que se demande y trabaje como otros, por ejemplo la historia, la lengua o las matemáticas.

A.A: ¿Tenéis y qué opináis de las actividades extraescolares?

E.L.P: Como ya hemos indicado antes, estamos en contra de ellas. Primero porque pensamos que las criaturas ya tienen una jornada escolar suficientemente amplia y deben pasar cierto tiempo con sus progenitores y en nuestro caso porque las actividades extraescolares potencian una forma de enseñar-aprender contraria a la nuestra. Suelen ser competitivas, autoritarias o violentas, justo aquello que pretendemos erradicar.

A.A: ¿Cuál es la situación actual de vuestra escuela?

E.L.P: En la actualidad la escuela se encuentra en un momento mejor que el de hace algunos años, ya que el número de alumnado se ha incrementado; además apoyamos su déficit con una acampada autogestionaria para gente joven en agosto y un curso de educación libertaria a primeros de septiembre. Tenemos, como veis más trabajo, pero así difundimos más nuestra ideología-pedagogía y paliamos aspectos de carácter económico. Pensamos que va bien y nos sentimos satisfech@s por ello.

A.A: ¿Qué opináis del movimiento educativo libertario en el Estado español?

E.L.P: Creemos que últimamente se está recuperando un poco el interés y trascendencia de la educación y la cultura libertaria, tan importante en otros tiempo, pero todavía el movimiento educativo español no está apoyado por el movimiento libertario en general. Antes allí donde había un sindicato cenetista, había un Ateneo cultural y una escuela racionalista; eso todavía no se ha recuperado y las iniciativas en la educación libertaria no se llevan a cabo porque no existe este apoyo y otras como la nuestra tiene y ha tenido muchas dificultades para sobrevivir por ese mismo motivo. Seguimos pensando que mientras no se cambien las cabezas no se va a poder evolucionar esta sociedad y ello necesita obligatoriamente de la educación libertaria, ya que es una alternativa válida y eficaz para avanzar en este mundo caótico e insolidario.

Página Web de Paideia => http://www.paideiaescuelalibre.org/Index_bis.htm

lunes, 7 de enero de 2008

No es mi estilo y (aún encima) es demasiado obvio...

Volando en Libertad

Volaba… volaba tan alto que el sol quemaba sus ojos y lo cegaba, y, cuando veía hacia arriba, sólo contemplaba el vacío. Pero no estaba solo, había más pájaros acompañándolo en su vuelo, agitando majestuosamente las alas, seguros de que nadie podría nunca volar a mayor altura que ellos.

No eran demasiados, la mayoría se contentaba con flotar por las corrientes de aire, saltando de una a otra, dejándose conducir… era mucho más fácil y descansado, y, cuando miraban hacia arriba y veían al pequeño grupo de aves flotando sobre ellos, pensaban con condescendencia “menudos pringaos... así, se cansarán y acabarán cayendo al suelo”. Pero hablaban sin saber… porque nunca habían volado a esa altura, porque no sabían lo que era sentir cómo tus alas se van haciendo más fuertes, ni sabían tampoco que cada vez te cuesta menos mantenerte allí arriba, hasta que, al final, vuelas sin ningún esfuerzo, y volar por encima del resto se convierte en algo tan natural como respirar.

El pájaro volaba sobre ellos con el resto de sus compañeros de viaje, y le gustaba cómo se veía todo desde allí arriba, y también le gustaba saber que otros pájaros valoraban como él el hecho de ser capaces de volar sin ayudas, de flotar sobre los demás en plena libertad y decidir en cada momento hacia dónde dirigirse.

Pero un día, tal vez por envidia, tal vez por crueldad, tal vez por puro odio, alguien decidió que él no merecía volar tan alto, y, aprovechándose de que dormía, le empezó a arrancar una a una las plumas de las alas… él se despertó, y le preguntó, aún medio adormilado “¿qué me estás haciendo?” a lo que le respondieron “tranquilo, he visto que tenías unos extraños parásitos en las alas y te los estoy matando”. Se mostró confiado, y se dejó hacer, dándole incluso las gracias a aquel siniestro personaje. Sentía el dolor que acompañaba a cada pluma arrancada, pero su bienintencionada mente no llegó a pensar que le estuviesen haciendo algo malo.

A la mañana siguiente, extendió las alas y se arrojó al vacío, como siempre… y, en lugar de elevarse, contempló asustado cómo el suelo se iba acercando a una velocidad cada vez mayor, hasta que, finalmente, se estrelló de cabeza contra él y perdió el sentido.

Se despertó dolorido, sin acabar de comprender muy bien lo que le había ocurrido. Fue entonces cuando finalmente reparó en sus alas… le dolían por lo furiosamente que las había agitado durante la caída, y estaban cubiertas de heridas, sin una sola pluma.
El pájaro se derrumbó y empezó a llorar desconsoladamente mientras gimoteaba “¿cómo he podido ser tan tonto? Ahora ya nunca podré volver a volar, y tendré que arrastrarme por el suelo… “, pero una voz dulce lo interrumpió “¡hola! ¿por qué lloras? ¿qué te ha pasado?” Él miró al otro pájaro con desconfianza, y le respondió “alguien me ha arrancado las plumas de las alas…” y, acto seguido, se apartó de él. “¿Por qué escapas? ¿No me reconoces?” le dijo el pájaro “vuelo cerca de ti muchas veces… y creo que ahora necesitas mi ayuda”. Con esa frase, nació una amistad. Encontraron un refugio para el pobre pájaro desplumado en un oscuro agujero, y su amigo le traía algo de comer cada día, y, se pasaban horas y horas hablando sobre todos los temas posibles, aunque el más recurrente era cuánto les gustaba volar en libertad por encima del resto de las aves.
Habían pasado ya unas semanas cuando el amigo de nuestro pobre desplumado decidió proponerle algo “¿qué te parecería volver a volar? Puedes subirte sobre mi lomo y volaremos juntos”. Desplumado sabía que aquel pájaro no albergaba ninguna mala intención, y que su amistad era desinteresada, pero su corazón estaba lleno de desconfianza por lo que le había pasado, y no fue capaz de aceptar la generosa oferta de su amigo.

Y siguieron pasando las semanas, entre charlas sobre la libertad de volar y fantasías sobre los viajes que harían los dos juntos si algún día a desplumado le volvía a crecer el plumaje, y, aunque su amigo le repetía una y otra vez su ofrecimiento, desplumado buscaba excusas para rechazarlo “no podrías conmigo”, “te haría perder el equilibrio y nos mataríamos los dos”…
El amigo sabía en el fondo por qué rechazaba su oferta, había confiado en la “bondad” de un extraño y eso le había destrozado la vida, pero la situación le iba cansando cada vez más, porque sus buenas intenciones eran sinceras, así que, un día, decidió poner las cartas sobre la mesa, y le dijo directamente “sabes que soy tu amigo, te he alimentado durante todos estos meses… ¿por qué no quieres volar conmigo? ¿crees que te dejaría caer?”. Desplumado miró hacia el suelo avergonzado… sabía que su desconfianza no estaba justificada, había tenido demasiado miedo como para volver a confiar en alguien, pero su amigo le había demostrado una y otra vez su aprecio, así que, decidió que le debía eso… y le dijo “déjame subir sobre tu lomo ahora… quiero volar contigo, quiero volver a sentirme libre”.

Salieron del agujero en el que se escondía desplumado, este se montó sobre su amigo y los dos pájaros se elevaron hacia las nubes… al principio torpemente, y luego ya con más gracilidad. Volaron hacia el sol, lo más alto que pudieron, y fue entonces cuando desplumado se dio cuenta de que sus alas volvían a estar recubiertas de un denso plumaje… y se soltó del lomo de su amigo gritando de alegría, agitando vigorosamente las alas y haciendo cabriolas.

Y desde ese día, no volvieron a separarse, y volaron juntos y en libertad por todo el mundo.

jueves, 3 de enero de 2008

Ensuciar el trabajo para limpiar la vida

Hace unos cuantos días, en un telediario de no-ché-qué-cadena, salieron imágenes de una acción reivindicativa de lxs trabajadorxs de limpieza del metro de Madrid, que están en huelga. Lxs trabajadorxs esparcían basura por el metro, y el locutor de turno hablaba de ello como si fuese poco menos que terrorismo, tildándolxs de vándalos, hablando de lo insolidario (Confundido) de ese tipo de actos. Supongo que siempre es preferible tener a un grupo de huelguistas que se limiten a quedarse en su casita tranquilxs, o a pasearse detrás de una pancarta... queda menos feo de cara a la galería.

No voy a soltar un discursito sobre el derecho a la huelga, ni sobre cómo se condena desde el sistema a toda forma de lucha REAL, pero os pongo uno sobre ese tema que me encontré ayer mismo en el portal www.nodo50.org y que me ha gustado bastante:

Ensuciar el trabajo para limpiar la vida. Texto para fotocopiar y difundir en apoyo de la huelga de Limpieza del Metro.

Como el Metro está muy sucio y da asco, nos dicen que tenemos que enfadarnos con los huelguistas y pedir el fin de la huelga, pues somos clientes y el cliente siempre tiene la razón. Nos lo dicen los periódicos, la televisión, los tertulianos y Nuestra Señora Esperanza Aguirre: nos dicen que estas no son maneras, que esta huelga es violenta, que el usuario sufre las consecuencias, que nuestros derechos como consumidores del mejor transporte público del mundo están siendo lesionados. Y nosotros miramos a nuestro alrededor y asentimos, pues estamos acostumbrados a creer en las palabras sensatas y razonables de los que más saben. Y no nos importa no saber.

Por otro lado, ¿qué pide esta gente? ¿De qué se quejan? ¿Acaso no tienen un empleo, con todo el paro que hay? Quieren, entre otras cosas, un mismo sueldo para todos los que hacen el mismo trabajo independientemente de la empresa que les (sub)contrate o de su categoría profesional, estabilidad y contratos indefinidos, una jornada de 35 horas laborales, subida de sueldo que la vida está muy cara y un plus de peligrosidad más que justificado, y precisar qué tipo de tareas pueden hacer o no las trabajadoras embarazadas. Sí, claro, y también la luna. A ver quien disfruta de esas ventajas, a ver quien, entre todos los que cogemos el metro cada mañana, tenemos un trabajo fijo y estable, y subidas de sueldo, y una Tabla Salarial única para todos los compañeros, cuando muchas veces no sé quien es el que está mi lado, ni qué empresa le paga, ni por cuanto tiempo y en qué condiciones. ¡Y 35 horas a la semana, con la que está cayendo! Y lo de las embarazadas…mejor que se queden calladitas, no vaya a ser que las despidan. Porque en mi trabajo lo hacen, ¿no?, yo lo he visto, y yo no llego ni a mileurista, y trabajo más de 40 horas y llego tarde a casa y a veces pringo los fines de semana y casi no tengo vacaciones, y no me quejo. ¿Por qué tienen que hacerlo estos, y encima fastidiando al resto?

Pero la vida también está muy sucia y da aún más asco, y sin embargo nadie nos dice que nos enfademos por ello, ni siquiera que tomemos conciencia de esa suciedad y de esa podredumbre. Porque todos hemos visto un montón de veces el video de la señora que se resbala por el aceite, ¿verdad?, pero el video de los obreros que diariamente se estrellan en la obra que no tiene medidas de seguridad, o que les aplasta la máquina que sin apenas preparación les han puesto entre las manos, ese video no lo ponen en televisión, ni en ningún lado. Tampoco hemos visto el video de una jornada cualquiera de los limpiadores del metro, esos que al parecer no tienen derecho a hacer huelga, si es una huelga de verdad: no hemos visto, por ejemplo, cómo pasan horas y horas, en palabras de uno de ellos, “respirando aire viciado, utilizando productos químicos en la limpieza de estaciones, vías y trenes, recogiendo basuras varias...excrementos, periódicos, klinex con sus mocos, pañales de niños, botellas de cristal, la mayoría de las veces rotas.... limpieza general de cualquier tipo de manchas, orines, esputos en una amplia variedad de colores y en cualquier superficie, paredes, cristales, suelos...vaciado de papeleras donde encuentras cucarachas de todos los tamaños a las que apartas para no llevártelas en la bolsa de recogida, etc...”. Y la televisión tampoco nos cuenta quienes son las pobrecitas empresas que consideran “inasumible” el aumento de sueldo, como Ferroser y Eurolimp, filiales de Ferrovial, que mueve más de 10.000 millones de euros en la Bolsa, o CLECE, que pertenece nada menos que al ACS-Dragados del Florentino Pérez y su galaxia de lucro y avaricia, o Valoriza, que depende de Sacyr Vallehermoso, cuyo dueño, Luis del Rivero, se deja fotografiar desvergonzadamente delante de su colección de Hispano Suizas, Jaguars y Mercedes (ese seguro que nunca va en metro…), mientras que presume de invertir en Libia, Francia o la Conchinchina. No, nunca veremos en televisión una de sus juntas de accionistas, cuando deciden los despidos y se reparten los beneficios y blindan las indemnizaciones y las stock option de sus ejecutivos, no, eso no lo ve nadie, no vaya a ser que uno se pare a pensar y compare su vida y la de sus explotadores, porque ya se sabe que las comparaciones son odiosas, y peligrosos los malos pensamientos.

Que nadie se extrañe entonces que ante semejante panorama, que es también el nuestro y por eso nos revienta cualquier cosa que se salga de la norma y que levante la cabeza y que se atreva a plantar cara a los que nos pisotean en el trabajo, o cuando buscamos vivienda, o cuando compramos toda la mierda imbécil e inservible que nos venden a precio de oro y que desde luego no nos cura ni del aburrimiento ni de la tristeza, porque cada vez estamos más locos y más desesperados, y también más solos; ante este panorama contra el que casi nadie hace nada y prácticamente todos agachamos la cabeza como hacemos en el metro para no tener que vernos las caras, que nadie se extrañe que por una vez una huelga no sea una huelga limpia, es decir, decorativa e inútil, sino salvaje, decidida y a por todas. Si no, ¿para qué hacerla? ¿Se trata de caer simpáticos, o de sacar algo en claro peleando? ¿El esclavo debe sonreír al amo, o morder su zarpa?

A lo mejor es que esta gente tiene razón, y la televisión y los periódicos y los políticos y las empresas no.

A lo mejor no es que pueda y deba acordarme de eso que se llamaba solidaridad, y apoyar su lucha, sino que podría empezar a imitar sus métodos para aplicarlos allí donde más me duele, en mi propio trabajo, allí donde nace todo ese resentimiento y toda esa rabia que luego descargo sobre los que sólo tienen la “culpa” de no resignarse, y de luchar por sus derechos.

A lo mejor hay que empezar a ensuciar la oficina, y la fábrica, y las aulas, y las calles, y la ciudad entera para limpiar la vida.

A lo mejor hay que empezar, simplemente, a dejar de tener tanto miedo. Y de reconocer como compañeros a los que ya han dejado de tenerlo.

A lo mejor hay que empezar a vivir.

L@s loc@s de la Línea 5

Link a la noticia original => http://www.alasbarricadas.org/noticias/?q=node/6587